La Cena del Cordero

(Homilia Para el Domingo Ordinario Veintiuno, Ciclo B)

Tema Básico: En la misa recibimos a Jesus espiritual y fisicamente - su Cuerpo y Sangre. Bendecidos los llamados a la Cena del Cordero.

El tema de esta homilia es que Jesus nos ofrece salvacion que es material y espiritual. Nos invita a su propia cena - la Cena del Cordero. Como veremos, esa cena tiene una dimension fisica y espiritual.

Con esta homilia concluimos una serie de cinco semanas. Hemos estudiado Juan, Capitulo 6 - Jesus el Pan de Vida. Hemos visto: 1) Que solo Jesus es el Pan que puede satisfacer nuestra hambre, 2) que Jesus es el Pan bajado del cielo para redencion - para que entremos en una relacion con el Padre y 3) que recibir a Jesus en el Sacrificio Eucaristico es necesario para la vida eterna. "Si no comen la carne del Hijo del hombre y no beben su sangre, no podran tener vida en ustedes."

Estas ensenanzas son fuertes, aun chocantes, como indica Jesus hoy. Podemos entender porque tantos lo abandonaron. Noten que Jesus no les dice, "Disculpenme. Solo estoy hablando simbolicamente." No, pregunta a sus discipulos, "Tambien ustedes quieren dejarme?"

Esa es la pregunta: Estamos listos para recebir a Jesus - no solo espiritualmente, sino tambien fisicamente?

Por los siglos, muchos han querido hace una "Jesus espiritual" - quitarle su aspecto corporal. San Juan advierte, "muchos engañadores han salido por el mundo, que no confiesan que Jesucristo ha venido en carne." (2 Jn 7; cf 1 Jn 4: 1-6) Podemos ver este Jesus super-espiritual en Gnosticismo:

"Se trata de una doctrina, según la cual los iniciados no se salvan por la fe en el perdón gracias al sacrificio de Cristo sino que se salvan mediante la gnosis, o conocimiento introspectivo de lo divino, que es un conocimiento superior a la fe."

Los gnosticos no necesitan el bautismo. No necesitan la Eucaristia. No necesitan aun las normas ordinarias de moralidad. Tienen un conocimiento (gnosis) secreto y superior. Ese conocimiento, esa iluminacion, piensa el gnostico, es todo lo que necesita.

Los cristianos siempre han rechazado el super-espiritualismo. Para nosotros la salvacion requiere espiritu y materia. C.S. Lewis lo expresa asi: "Hay tres cosas que difunden la vida de Cristo a nosotros: bautismo, fe, y esa accion misteriosa que cristianos llaman por nombres diferentes - Santa Comunion, la Misa, la Cena del Senor." Fe es espiritual, pero bautismo y Comunion son eventos fisicos - sacramentos. Necesitamos la materia para salvacion. Como dice Lewis, "A Dios le gusta la materio. la invento."

Aceptar la realidad fisica de Jesus y los modos materiales de salvacion requiere la humildad. No tengo un conocimiento superior. Soy salvado igual que la gente comun y corriente - por ser lavado en bautismo y por comer una comida. Estos actos humilla, pero como dice un himno, "Es un don ser sencillo; es un don ser libre: es un don bajar donde debemos estar."

Aceptar los medios materiales de salvacion incluye algo en adicion a la humildad. Requiere disciplina. Recibir los sacramentos nos hace parte de una comunidad humana. Eso requiere disciplina y trabajo duro. Pregunta a cualquier matrimonio.

En la segunda lectura, San Pablo habla de la comunidad de matrimonio. Dice a las esposas practicar la humildad. Una vez una senora dijo, "Padre, trato de ser una esposa humilde, pero el problema es que el nunca tiene razon y yo siempre tengo razon." Lo se, pero aun asi, practica la humildad. Y San Pablo dice al esposo amar a su mujer como Cristo ama a la Iglesia. Cristo ama a su novia dando su vida por ella - hasta la ultima gota de sangre. Y su sangre nos trae perdon - hace posible perdonarnos uno al otro.

Es facil entender porque muchos prefieren solo lo espiritual. Nos salva de todo el trabajo complicado de formar comunidad.

Recibir a Jesus fisicamente - como su carne y beber su cuerpo por asistir a la misa semanal o diariamente - requiere un esfuerzo y una infusion de gracia. Pero, hermanos, les suplico, no desanimarse. Este trabajo traera un premio que no se puede imaginar.

Al introducir esta serie de homilias, hable de como todos deseamos el cielo y como el diablo trata de enganarnos ofreciendo el cielo aqui en la tierra - por ejemplo, por la droga, el alcohol, porn, casinos, etc. El diablo no quiere dar la felicidad, sino la miseria.

Jesus en cambio nos llama a la humildad y trabajo duro, pero nos da una paz que perdura. Y nos ofrece aun ahora una experiencia del cielo.

El Doctor Scott Hahn ha escrito un libro llamado, "La Cena del Cordero: La Misa, el Cielo en la Tierra." Muestra como el Libro de Revelacion puede profundizar nuestro entender de lo que sucede en la Misa - y que la Misa nos da la clave al Apocalipsis. Como dice el Doctor Hahn, "Ira a la Misa es renovar nuestra alianza con Dios, como en un banquete de bodas porque la Misa es la cena nupcial del Cordero."

La misa es la cima de la entera vida cristiana. Aqui recibimos a Jesus espiritual y fisicamente - su Cuerpo y Sangre. Bendecidos los llamados a la Cena del Cordero. Amen.

************

English Version

De los Archivos:

Homilia para el domingo veintiuno, ciclo B, 2009: Cruzando la Linea
2006: Un Momento de Definirse
2003: Intimidad y Sumisión

Otras Homilias

Boletin (Santa Maria del Valle)

Album de Santa Maria del Valley

MBC - Mary Bloom Center, Puno, Peru

(sitio nuevo profesional)

Estas homilias te ayudan? Favor de considerar una donacion a Santa Maria del Valle

Home