Amar a tu Vecino Torcido

(Homilia Para Sexto Domingo de Pascua - Ciclo B012)

Tema Básico: W.H. Auden dijo que solamente Dios podia pedir a seres humanos amar a su vecino torcido con todo el corazon torcido. Tenemos defectos, aun las mamás. Pero Jesus nos llama a su gran mandamiento, Que se amen los unos a otros como yo los he amado. Amen.

"Que se amen los unos a otros como yo los he amado."

Reflexionando sobre el llamado al amor, el poeta W.H. Auden dijo que solamente Dios podia pedir a seres humanos "amar a su vecino torcido con todo el corazon torcido."

Auden escribio esa palabras despues de la Segunda Guerra Mundial - cuando el mundo vio el fracaso del amor en una gran escala. Programas para establecer el cielo en la tierra resultaron en el contrario. Muchas personas se hicieron cinicas. En medio del cinicismo, Auden descubrio otra vez su fe de ninez. Y reconocio que el amor cristiano no es sentimental, sino duro como clavos: Amar a tu vecino torcido con todo tu corazon torcido.

Tengo una sonrisa pequena porque quisiera aplicar esto al Dia de la Madre. Como muchos de ustedes creci en un tiempo cuando habia una reaccion contra la sentimentalidad sobre maternidad. Fue popular oir reportes de mamás terribles. En grupos de terapia fue requerido hablar de fracaso de papas, pero especialmente de las mamás.

Para cristianos esto fue una noticia. Ya sabiamos que el pecado original afecto profundamente a toda persona. Para usar la frase de Auden, todos tenemos un "corazon retorcido." Aplica aun a mamás. Si hay una excepcion en esta congregacion, pido perdon. Para hasta fecha no he conocido ninguna mamá perfecta.

Pues, yo fui bendecido con una mamá bastante buena. Tenia muchas calidades maravillosas y hizo sacrificios de los cuales yo se solamente una pequena parte. No obstante, no fue perfecta. Tenia defectos que - si los solto - habria resultado en un desastre. Era un ser humano desperfecto - y dio a luz a otros del mismo.

Pero es precisamente a tales personas que Jesus dice, "Que se amen los unos a otros como yo los he amado." Jesus ofrece la unica excepcion al padron de torcedura - y por una gracia singular extendio esa libertad del pecado a su madre.

Esto no significa que fue facil para Jesus amarnos. Recatar a alguien del lodo cuesta mas a un hombre que lleva un traje limpio. Para Jesus el costo fue infinitamente mas. Solo el vio nuestra plena miseria y soberbia, pero nos amo - y sigue amandonos.

"Que se amen los unos a otros como yo los he amado."

A veces alguien me describe la dificultad de amar tal persona. "Como puedo amar a alguien que un narcisista total?" La respuesta es: empieza con el que ves cada manana en el espejo.

Jesus no nos dice amar solamente a los amables. Eso es instinto. Mi perrito ama a los que muestran cariño y traen comida. Es lindo. Pero Jesus nos llama a algo mas: amar a otros como el nos ama.

Cuando llegamos al momento crucial, podemos amar asi solamente si Jesus pone su amor en nuestros corazones. Es el secreto de papás excepcionales. Es el secreto de cristianos sencillos. El es secreto de los que aman de verdad. No que nosotros somos tan lindos y buenos, sino que Dios nos ama primero - en Jesus.

Para entender este amor, les pido leer la enciclica del Papa Benedicto titulada Deus Caritas Est (Dios es Amor). en la primera seccion el Santo Padre habla favorablemente sobre un amor llamado eros. Es un amor que parece imponerse sobre la persona humana. Puede tomar varias formas, pero su gran arquetipo es el amor entre un hombre y una mujer. Ese amor involucra el cuerpo y el alma. Abre una persona a la promesa de fidelidad que parece irresistible. Todos otros amores, a primera vista, parecen pálidos en comparación.

Tan poderoso que parece este amor, tiene una tendencia de disminuirse - y aun ser destructivo. En su segundo movido, el Santo Padre explica como eros tiene que ser purificado por otro amor, ágape. Mientras eros es un amor ascendiente, ágape desciendo sobre la persona desde arriba. "En esto consiste el amor; no que nosotros hemos amado a Dios, sino que el nos ama a nosotros." Este amor descendiente hace posible el verdadero auto-donación o auto-sacrificio.

Amar como Jesus nos ama requiere la gracia, un don desde arriba. W.H. Auden lo aclaro que cuando dijo que solamente Dios podia pedir a seres humanos "amar a su vecino torcido con todo el corazon torcido." Tenemos defectos, aun las mamás. Pero Jesus nos llama a su gran mandamiento, Que se amen los unos a otros como yo los he amado. Amen.

************

English Version

De los Archivos:

Homilía Sexto Domingo de Pascua, Año B 2009: Cumplimos los Mandamientos
2006: Dependencia y Libertad
2003: Pide Lo Que Quieres

Otras Homilias

Boletin (Santa Maria del Valle)

Album de Santa Maria del Valley

MBC - Mary Bloom Center, Puno, Peru

(sitio nuevo profesional)

Estas homilias te ayudan? Favor de considerar una donacion a Santa Maria del Valle

Home