Choque de Cultura

(Homilía para el Domingo Veinte del Tiempo Ordinario, Año A)

Las lecturas de hoy tienen elementos de “choque de cultura,” los mal entendimientos que surgen cuando personas de diferentes culturas encuentren. Como un Anglo trabajando con hispanos, es algo que he experimentado – y sigo experimentando. Una de las confusiones menores es en cuanto a estimar edades. Anglos, especialmente los con cabello blanco o sin cabello, parecen un poco mas viejos que realmente son, mientras Hispanos con cabello negro a veces parecen mas jóvenes que su edad verdadera.

Cuando yo estaba en el Perú, encontré a una trabajadora de salud que conocí durante mis años misioneros. Al verme otra vez, ella empezaba a decir que yo parecía muy joven. Le dije que hablara en serio. “No, es verdad, padre,” me dijo. “No Vd. ha cambiado nada.” Le preguntó a su esposa y él dijo que ella tenía razón. Pues, tengo que admitir, a pesar de saber que ella estaba exagerando un poco, probablemente había algo de verdad en lo que ella decía. Estaba bien conservado. Empecé a hablar con otra persona, pero todavía podía oír a la señora hablando del mismo tema. “¿No es cierto que el Padre Felipe tiene buen aspecto? No ha envejecido nada. ¡Es realmente increíble porque ahora debe de tener al menos ochenta años!”

Desinflarse un poco es bueno para el alma. No sé si Jesús tenía algo semejante para la mujer cananea. Parece que no necesitaba ser desinflada. Las circunstancias de su vida, especialmente la condición de su hija, le habían bajado. En que medida ella compartía los prejuicios de su pueblo contra los galileos, no sabemos. La gente de costa, muy cosmopolitana, despreciaban a los del interior. En la costa, tenían una religión ancha, sincretista, que parecía muy tolerante en comparación con la fe mas estrecha de los judíos. Sin embargo, en su necesidad, ella buscó a este hombre:*

Ten compasión de mí
Mi hija esta terriblemente atormentada por un demonio.

Lo que sigue es uno de los pasajes más desconcertantes en los evangelios. No solamente los discípulos quieren deshacerse de ella, sino aparentemente también Jesús. “Yo no he sido enviado sino a las ovejas descarriadas de la casa de Israel.” Y añade algo que no esperamos de los labios del Señor – una comparación de no-israelitas con perros.

Pues, perritos son lindos animales – leales, inteligentes, chistosos. Adoro perros en general y el mío en particular. A veces parece que el insulto verdadero sería referir a un perro como “humano.” Todos hemos visto los afiches con sabueso con flores en sus patas, que avisa a las damas si buscan al “Príncipe Azul,” mejor buscarlo en la perrera. No obstante, a pesar de todo eso, pocas personas quieren que su grupo social sea referido como “perros.” No tenemos indicaciones que los antiguos cananeos eran una excepción a la regla.

Desprecio de otra cultura – no importa si no es intencional – puede hacer mucho daño. Entra en los cuentos de un grupo y aumentan el resentimiento contra los otros. En este caso, el resultado era diferente. Debe haber sido algo en la manera de portarse de Jesús, quizás el tono de su voz, que invitó más conversación. Desde luego la mujer merece mucho crédito. Donde otros habrían visto un amargo callejón sin salido, ella vio una apertura y la usó para la ventaja de su hija. “Es cierto, Señor; pero también los perritos comen las migajas que caen de la mesa...”

¡Que ejemplo más extraordinario! Vivimos en una edad cuando la gente rápido toman ofensa y la agarran – perdonen la comparación – como un perro a su hueso. El resentimiento solamente intensifica si la persona descubre que es parte de una clase entera de personas maltratadas. Forman una subcultura que desarrolla su propia manera de hablar y repertorio de historias de abuso. Si Vd. se encuentra como parte de tal subcultura - ¿y hoy día quien no es? – trata de meditar sobre el ejemplo de la cananea. Sin duda la vida te ha tratado injustamente, pero también le hizo a ella. Como ella tenemos que buscar e implorar al único que puede poner las cosas bien. Oirás las bellas palabras, “¡Que grande es tu fe!

**********

*Cuando alguien está en dificultades, no quiere sincretismo; quiere fe. Por eso las iglesias "liberales" están disminuyendo y las iglesias "conservadores" están creciendo.

English Version

De los Archivos (Homilias Para Veinte Domingo, Año A):

2011: Fe Profunda vs. Fe Superficial
2008: Ayudame, Señor
2005: Choque de Cultura
2002: Favoritismo Divino

Otras Homilias

Boletín

Boletin (Santa Maria del Valle)

Album de Santa Maria del valle


Estas homilias te ayudan? Favor de considerar una donacion a Santa Maria del Valle

Home