El Ruido Se Acabó

(Homilia Para Primer Domingo de Adviento, Año A)

Hace una decadas la ciudad de Pittsburgh tenía muchas fábricas de acero que trabajaban día y noche. La gente cerca de ellas tanto se acostumbraba al ruido que dormía por el. De hecho, les ayudaba a dormirse. Pero una noche hubo un accidente que cerró las fabricas. El ruido se acabó. Todos se despertaron.

Algo semejante tiene que suceder en nuestras vidas. Estamos rodeados de tanto ruido y tantas distraciones que somos como sonambulistas. Un estudio indicó que cada día estamos expuestos a tres mil comerciales (ads): en paquetes, buses, bancas, revistas y diaros. El impacto del aviso aumenta si la persona es más pasiva (dormida). El famoso "couch potato" (persona que pasa su tiempo echada en el sillón, mirando televisión) tiene poca resistencia a la propaganda. Por eso los avisos de televisión cuestan mucho mientras los del Internet no muestran una ganancia. La gran excepción es la pornografía de Internet que en realidad es un mundo de ilusiones, de sonambulismo.

Al comenzar el adviento Jesús quiere despertarnos. En el evangelio de hoy habla de la preparación para la Segunda Venida. Es interesante que no menciona los pecados graves como fornicación y blasfemia, sino el estado de estar demasiado ocupado. Les hace recordar como en los días antes del diluvio, "la gente comía y bebía y se casaba hasta el día en que Noé entró en el arca." (Mt. 24:38) Son actividades normales, necesarias y laudables - pero se hicieron dormir - un sueño fatal que les rindieron dormidos cuando llegó el diluvio.

El mes de diciembre, para la mayoría, es el más ocupado del año. Esto provoca una angustia que la propaganda trata de explotar en una forma engañosa. Ofrece, por ejemplo, vacaciones - pero antes de "descansar" requiere unos días de preparación frenética. Para los que tenemos presupuestos más pequeños, los avisos de McDonald's ofrecen un tipo de mini-vacación. Y dan una solución para los que están cansados y deprimidos: ir al "mall" para hacer compras.

Rodeados de ruido y distracciones, hay una sola cosa que puede restaurar nuestra vida - la misma cosa que se despertó la gente de Pittsburgh: el silencio. Un silencio genuino puede transformar profundamente. Dejame dar un ejemplo personal.

Muchos me preguntan como recibí la vocación al sacerdocio. Puedo resumirlo en una palabra: silencio. Un día en 1963 mientras trabajaba en un jardín, escuché a Dios hablandome interiormente. Me di cuenta que ser sacerdote no era solamente una posibilidad teórica, sino algo que yo podía hacer. Este diciembre cumplo trienta años de sacerdocio. He tenido mis días buenos y malos, días flojos y locos, pero siempre he sabido que esto es lo que Dios quiere que haga con mi vida. Para mí comenzo con un momento de silencio profundo.

Otro hombre recibió su llamado mientras estaba solo en un jardín. Dios lo atraía pero él siempre resistía. Rezaba, "Señor, dame castidad, pero no ahora." Luego, en un momento de silencio, Augustín escuchó una voz diciendo, Tolle et legge (toma y lee). Al principio pensaba que era un niño y trató de recordar que juego tenía las palabras "toma y lee." Pero, cuando se dio cuenta que estaba completamente solo, abrió la Biblia y encontró este versículo:

"Nada de comilonas ni borracheras, nada de lujurias ni desenfrenos, nada de pleitos ni envidias. Revístanse, más bien, de nuestro Señor Jesucristo y que el cuidado de su cuerpo no dé ocasión a los malos deseos." (Rom 13:13)

Cuando leyó esas palabras, cambió su vida totalmente. Sin reserva, se dedicó a Dios, siguiendo su ley y explicandola a otros. Llegó a ser el maestro más poderoso de la historia cristiana, después de los apóstoles. Se puede ver a San Augustín en uno de los vidrios de nuestro templo, llevando en sus brazos su obra Civitas Dei, La Ciudad de Dios.

Durante el adviento reconocemos que nuestro tiempo es corto, que el momento de despertarnos ha llegado. A la conclusión de las oraciones de los fieles, vamos a bendecir y prender la primera vela de la corona de adviento. Ahora es el momento de buscar un lugar de silencio verdadero. Uno de los mejores es ante Jesús realmente presente en el Santísimo.

**********

Versión Inglés

Boletín (Clonación, Mayordomía)

De los Archivos (Homilía para Primer Domingo de Adviento - Año A):

2013: Uno Llevado, Otro Dejado
2010: Favor de No Aplaudir
2007: Nada de Lujurias ni Desenfrenos
2004: La Noche Va Muy Avanzada
2001: El Ruido Se Acabó

Otras Homilias

Archivos Audio de Homilias
Espanol e Ingles (MP3)

Recursos para la Geografia de Fe
Espanol e Ingles

Album de Santa Maria del valle

(noviembre de 2010)

Estas homilias te ayudan? Favor de considerar una donacion a Santa Maria del Valle

Articulo sobre Evento para los niños del Centro Bloom de Puno - Peru (en español)

Boletin (Santa Maria del Valle)

Parish Picture Album

(Pilgrimage to Molokai)

Centro Mary Bloom - MBC - Mary Bloom Center, Puno, Peru

Estas homilias te ayudan? Favor de considerar una donacion a Santa Maria del Valle

Home